Categorías
Ciencia y Tecnología

Impresionante lluvia de estrellas alcanza su máximo esplendor

Se podrán ver hasta 30 meteoros por hora durante las madrugadas de esta semana.

¿Qué pasó?

La lluvia de meteoros Eta Acuáridas alcanzará su máximo esplendor esta semana, como cada inicio de mayo, y particularmente durante este 2020 las condiciones son perfectas para apreciar el espectáculo que tendrá como escenario el cielo despejado. 

El bajo nivel de contaminación que ha provocado en confinamiento a nivel mundial, debido a la pandemia de coronavirus, es el escenario ideal para poder apreciar este evento que se manifestará durante las madrugadas.

“Estos meteoros son rápidos: viajan a 66 kilómetros por segundo dentro de la atmósfera de la Tierra”, explica la Administración Nacional de la Aeronáutica y del Espacio (NASA, por sus siglas en inglés) de Estados Unidos, según consigna la BBC Mundo.

Según resalta el medio británico, en el caso de Eta Acuáridas, se podrán ver hasta 30 meteoros por hora durante las madrugadas de esta semana. 

¿Cómo ver la lluvia de meteoritos?

Para ver esta espectacular lluvia de estrellas, no es necesario el uso de un telescopio. Con solo ver pacientemente al cielo despejado es suficiente, además de poder tener un rango bastante amplio del firmamento, ya que suelen presentarse en el horizonte.

Los mayores avistamientos, que este año alcanzaron su punto más alto en las primeras horas del 5 de mayo, se extenderán hasta el 8 de este mes, con mayor visibilidad. Los movimientos suelen ser captados en las horas previas al amanecer, pero desde la media noche comienzan a ser visibles. 

“Acuéstese boca arriba y mire hacia el cielo, permitiendo que sus ojos de 30 a 45 minutos se adapten a la oscuridad. Los meteoros pueden aparecer desde cualquier dirección”, dice la NASA al respecto.

¿Cómo nace este espectáculo en el cielo?

El origen de esta lluvia de meteoros se da en el cometa Halley, que orbita alrededor del sol cada 76 años aproximadamente. Es decir, su próxima aparición por la Tierra se dará en el año 2061. 

“Cuando los cometas se acercan al Sol, dejan un rastro polvoriento detrás de ellos. Cada año, la Tierra pasa a través de estos senderos de escombros, lo que permite que las partes colisionen con nuestra atmósfera, donde se desintegran para crear rayas ardientes y coloridas en el cielo”, explica la NASA, según consigna BBC.

Pero esta lluvia de meteoros no se debe a la última vez que el cometa Halley pasó cerca de la Tierra sino, de las partículas que se separaron del cometa hace cientos de años.

¿Qué opinas acerca de esto?