Categorías
Cultura

10 años de FEMCINE: Es un mundo de mujeres

Lo cierto es que fueron hombres los que idearon la técnica; y que fue una mujer la que la convirtió en el séptimo arte.

(“This is a man’s world”, aseguraba James Brown en 1966, en una canción que sustentaba la aseveración en que fueron hombres los que crearon el auto, el tren, la electricidad, el barco y los juguetes.)

Acaba de concluir la décima versión de FEM Cine, festival que extiende su influencia más allá de los días en que ocurre debido a su propuesta reivindicatoria del lugar de las mujeres en la historia y el presente del cine, desde la que se descuelgan todo tipo de temas, la mayoría relacionados con los derechos humanos en general y de la mujer en particular.

El gran golpe en esta década de existencia fue conseguir el estreno en Chile de “Be Natural”, documental del año 2018 que cuenta la historia de Alice Guy, la primera directora de cine de la historia. Debido a las formas de nuestro idioma, debo aclarar que “primera directora”, en este caso, quiere decir también “primer director”.

Aunque, en estricto rigor, a Alice Guy se la define como la primera realizadora de ficción (de nuevo, esto quiere decir también “primer realizador de ficción”), llamarla “la madre del cine” está mucho más cerca de ser un dato que una exageración. Porque si bien la historia registra a los hermanos Lumière como inventores del cinematógrafo, oculta la labor pionera de Guy aprovechando ese medio para narrar historias y provocar emociones. Lo cierto es que fueron hombres los que idearon la técnica; y que fue una mujer la que la convirtió en el séptimo arte.

Esta revelación, que se detalla sin dudas dentro de “Be Natural”, no puede hacer menos que dar pie a una reflexión más profunda sobre el espacio de las mujeres en la historia en todo tipo de ámbitos. De partida, aún dentro del cine, un dato: sólo 5 mujeres han sido nominadas a “mejor director/a” y solo una ha ganado la categoría en 92 años de premios Oscar. 

Desde las ciencias hasta los deportes, desde lo más académico a lo más popular, es cada vez más innegable que el lugar de la mujer ha sido subvalorado, ocultado o convenientemente reescrito durante muchos años. Comunidades activistas, como la de FEM Cine, se hacen necesarias para revertir ese proceso, para recomponer una memoria histórica justamente compartida por hombres y mujeres.

Criado en Chile en los 80 y 90, crecí dando por ciertos muchos prejuicios machistas, algunos más serios que otros, pero ninguno inocuo, por nimio que pareciera. Por ejemplo, que las mujeres no servían para jugar fútbol. Que las caderas anchas, que la falta de estado físico y seguramente varias “razones” más que ya llevan largo tiempo refutadas. Historias como la de Alice Guy hacen que me pregunte si no habrá sido una mujer la que inventó los arcos… o hasta la pelota.


Por Mario Cuche.

¿Qué opinas acerca de esto?